¿SE JUSTIFICA “MULTI-TAREAR”?

En el cambiante y demandante mundo organizacional de hoy,  tratar de hacer varias tareas simultáneamente se ha vuelto necesario a veces.  Lo preocupante para mi es que se ha convertido en un punto de orgullo de muchos ejecutivos jóvenes que se consideren productivos si pueden firmar papeles, leer el correo en su Blackberry y mantener una conversación simultáneamente. Sin embargo, hay dos realidades que tenemos que enfrentar:

 

MULTI-TAREAR NO AUMENTA LA PRODUCTIVIDAD:  Fue hace diez años cuando salió el primer investigación sobre el impacto de multi-tarear.  En la prestigiosa Revista de Psicología Experimental,  la Administración Federal de Aviación reportó que los investigadores encontraron que para todo tipo de tarea, la pérdida de tiempo generado en el cerebro humano al cambiar frecuentemente entre tareas complejas, reduce la productividad total, comparado con realizar las tarea secuencialmente.

En 2007, la firma de investigación Basex estimó que multi-tarear cuesta a la economía de los EEUU unos $US650 mil millones por año en pérdidas de productividad.   Y, el año pasado, la Escuela de Administración de Empresas de Harvard confirmó un estudio anterior de la Universidad de Stanford que mostró que mientras mantener secuenciales todas las tareas no es práctico en el mundo de hoy, el ejecutivo exitoso se enfoca más en el valor de cada tarea que en el número total de tareas terminadas, y sabe cuando una tarea tiene suficiente importancia para merecer una atención exclusiva.

 

MULTI-TAREAR DAÑA LAS RELACIONES INTERPERSONALES: ¿Cómo te sientes cuando alguien está texteando o contesta el celular mientras estás tratando de decirle algo importante? ¿Qué mensaje estás enviando cuando haces lo mismo con los demás?  En el mejor de los casos es una descortesía y en el peor de los casos es un insulto.

 

¿QUÉ PODEMOS HACER?:  Aquí hay unas sugerencias para reducir los impactos negativos de multi-tarear:

 

  • Reconocer que algunas tareas y la mayoría de conversaciones importantes requieren tu atención exclusiva.
  • Cuando lo reconoces, proporciónale el tiempo y energía tuya que se requiere, sin distracciones.
  • Cuando alguien quiere interrumpir una de estas tareas o conversaciones que requiere tu concentración, explícale que en el momento no puedes atenderlo y dile cuando sí lo puedes hacer.
  • Cuando inicias una conversación importante con alguien, guardar tu Blackberry en silencio y voltear tu silla  para no ver la pantalla de tu computador, para eliminar la tentación.
  • Cuando estás en una reunión y recibes una llamada o texto que sí requiere una respuesta inmediata, sal del salón para contestar para no distraer a los demás.

 

Cuando haces lo anterior, entregando tu atención exclusiva en los momentos que más lo necesitan tus reportes, co-equiperos, familia o amigos, construirás relaciones más fuertes, aumentarás tu comprensión, reducirás tu estrés y aumentarás el respeto que te tienen.  Al gerenciar adecuadamente tu tendencia de multi-tarear, también aumentará tu productividad y te convertirás en un modelo de buen liderazgo para los demás.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: